Preguntas frecuentes

Nutry / :/Preguntas frecuentes
­

Preguntas frecuentes

Estas son las dudas habituales de nuestros clientes, se las mostramos a modo de información, esperamos que les resulte de interés;

Es una proteina que está presente en cereales principalmente el trigo, la cebada y el centeno. Por extensión y a través de aditivos, espesantes y otros productos utilizados en la industria alimentaria, muchos de los alimentos que consumimos lo contienen (se calcula que el 75% de los productos que se venden en un supermercado normal).

Dos principalmente;

  1. Responsabilidades civiles y penales si se producen problemas de salud
  2. Deterioro en la imagen del establecimiento; un problema de este tipo puede dañar o destruir la reputación de un negocio en un espacio muy breve de tiempo

La normativa no permite atajos del tipo; “todos nuestros platos pueden contener ingredientes o trazas de los alérgenos más frecuentes”

Debe especificarse en cada plato los ingredientes y sus correspondientes alérgenos o trazas de manera individual

  • Comercio minorista (excepto frutas y hortalizas en envase transparente); panaderías, repostería, carnicerías, comida preparada para llevar, vending, …
  • Restaurantes y bares
  • Restauración colectiva; catering, colegios, residencias,…

  • Alimentos sin envasar
  • Alimentos envasados en el establecimiento minorista a petición del cliente
  • Alimentos que se venden a distancia

La presencia no declarada de un alérgeno en un alimento que cause una intoxicación podrá ser sancionada con multa de entre 5.000 y 600.000€, además de posibles responsabilidades penales.

La formación es importante, pues nos dará una base para entender los conceptos clave y como tenemos que afrontar las situaciones que se nos puedan presentar. La normativa del reglamento 1169/2011 y del RD 126/2015 solo nos obliga a informar de todos los alérgenos que se han incluido para elaborar nuestros preparados alimenticios que pretendamos comercializar. Para ello no solo hay que controlar las  materias primas, sino además los procesos de elaboración e incluso el servicio en mesa.

En todo caso el Reglamento europeo 852/2004 relativo a “Higiene de los alimentos” exige que la formación de los trabajadores sea acorde al puesto de trabajo que desempeñan. Dados los riesgos y responsabilidades que asumen las empresas  que elaboran alimentos en materia de alérgenos, tanto administrativas como penales, podría llegarse a la conclusión, aunque no de una manera directa, que esta formación, sino obligatoria, es muy necesaria.

Si, todos los trabajadores del establecimiento deben conocer a qué obliga la normativa y como atender la petición de información de los clientes o de la inspección

La información podrá darse verbalmente pero siempre con un soporte escrito que lo respalde. Desde NUTRY sugerimos que se disponga de cartelería y una ficha por cada elaboración en papel y soporte electrónico accesible mediante código QR

 

No, si lo analizamos desde el punto de vista del cliente e incluso del empresario. El cliente alérgico o intolerante podrá saber con qué y cómo se ha hecho su comida y tomar decisiones. Por otro lado el establecimiento pondrá límites a sus responsabilidades si se dan accidentes por alergias e intolerancias alimentarias.

No hemos de olvidar que para un alérgico e intolerante ingerir un alérgeno puede ser como tomar veneno para una persona sin ese problema.

En el fondo será bueno para los elaboradores y la hostelería pues añade cientos de miles de clientes a sus establecimientos, cuando antes sólo podían comer en sus propias casas.

Sí, la normativa era necesaria pues se daba una gran diferencia entre el tratamiento de los alimentos envasados que disponen de una información muy completa en sus etiquetas, a la de los no envasados que se venden en tiendas, bares, restaurantes etc… en las que se ofrece poca o nula información no verbal.

La información tiene dos efectos;

  • Informar al colectivo afectado directamente por este problema
  • Transmitir a la clientela en general, que todo el proceso está controlado y se vela por su salud

 

Obigaciones a los operadores;

  • Responsabilizarse de las elaboraciones que ponen en el mercado
  • Garantizar la trazabilidad; identificar quienes son los proveedores
  • Poner en el mercado productos seguros, y si sospechamos de que algún producto no es seguro; lo retiraremos, informaremos a los anteriores eslabones de la cadena alimentaria e informaremos a las autoridades